Reseña: el cielo es azul, la tierra blanca

Título:El cielo es azul, la tierra blanca
Autor: Hiromi Kawakami
Número de páginas: 216
Precio: 18.oo€
Sinopsis: Tsukiko tiene 38 años y lleva una vida solitaria. Considera que no está dotada para el amor. Hasta que un día encuentra en una taberna a su viejo maestro de japonés. Entre ambos se establece un pacto tácito para compartir la soledad. Escogen la misma comida, buscan la compañía del otro y les cuesta separarse, aunque a veces intenten escapar el uno del otro: el maestro, en el recuerdo de la mujer que un día lo abandonó; Tsukiko, en un antiguo compañero de clase. Con una prosa sensual y despojada, Kawakami nos cuenta una historia de amor muy especial: el acercamiento sutil de dos amantes, con toda su íntima belleza, ternura y profundidad. Todo un descubrimiento literario.


RESEÑA 
Este libro llegó a mis manos de manera inesperada pero lo tomé con muchas ganas ya que, como he dicho otras veces, adoro la literatura asiática. La sinopsis resume bastante bien lo que vamos a encontrarnos dentro de la historia.

Tsukiko es una mujer cuya última relación fracasa sin más consecuencias que el hecho de estar sola. Por el otro lado está el maestro un señor de avanzada edad que disfruta de las pequeñas cosas de la vida y procura nutrirse de la riqueza de todo cuanto le rodea.

El punto de partida será un bar, que frecuentarán la mayor parte de la historia, en el que ex-alumna y profesor poco a poco forjarán una relación que irá más allá del simple intercambio de palabras un día cualquiera de la semana. Tsukiko no es una mujer que cumpla con la norma, no se rige por el que dirán y vive según lo que ella cree adecuado (aunque a veces ella misma será consciente de los malentendidos que esto le pueda ocasionar). Es despistada y desapegada, no vive concentrada en encontrar una persona y enamorarse de ella y disfruta de la vida como mujer soltera de la manera que más feliz le hace. O eso cree hasta que un buen día en su camino aparece el maestro, que sin quererlo pondrá su mundo patas arriba.  A lo largo de las páginas la vida de Tsukiko dará un giro de 360º que  desembocará en un final totalmente inesperado.

Lo único que me llamó la atención desde el primer momento, fue su voz. No era muy grave, pero tenía un matiz profundo y vibrante. Al oír aquella voz, me fijé en el hombre del que procedía.

La novela esta narrada en primera persona desde el punto de vista de Tsukiko , a pesar de ello, podemos hacernos una idea bastante aproximada de como es el maestro y los demás personajes que aparece en la historia, aunque de manera menos frecuente. La pluma de Hiromi Kawakami es directa y concisa, me ha gustado bastante. Al igual que su manera de llevar la historia y caracterizar a los personajes, que son bastante reales.

En mayor o menor medida siempre hay pinceladas aquí y allá de la cultura nipona pero no llega a sobrecargar con información y todo se comprende fácilmente , a excepción de algunos haiku que nombra a veces el maestro (incluso si no estás acostumbrado a leer autores japoneses). En general me ha gustado bastante y pienso leer más obras suyas cuando pueda.

Si queréis una lectura ligera, os gusta la literatura asiática y disfrutáis tanto como yo las historias de amor, darle una oportunidad.

2 comentarios:

  1. La verdad es que ando intentando ampliar mis horizontes en lo que se refiere a la literatura asiática porque empecé hace relativamente poco y con Haruki y Banana. Eso sí, se me ha hecho curioso porque yo no diría que la literatura asiática es ligera. Pero me ha encantado la reseña y el libro se me ha hecho muy atractivo así que lo apunto :3

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!:D Hahaha bueno depende de que autor y que historia, algunos libros se me hacen muy amenos :___D seré rara (?)
      ¡Un beso!

      Eliminar